El centralismo de la televisión

Canal 13 y Telefé concentran el 83% de los contenidos que se ven en todo el país.


El sistema televisivo argentino tiene un fuerte centralismo metropolitano en desmedro de la producción de contenidos locales y regionales, según se desprende de un estudio realizado por la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (AFSCA).

De hecho, entre un 54 y un 75 por ciento del total de las emisiones televisivas que se realizan en el interior del país son retransmisiones de los canales líderes de la ciudad de Buenos Aires, en especial Telefé y Canal 13, que entre ambas concentran el 83 por ciento de los contenidos televisivos que se ven en todo el país.

Estos datos provienen del Informe Anual 2010 de Contenidos en la Televisión Abierta Argentina, elaborado por AFSCA, que resume lo sucedido durante el año pasado en relación con la producción y transmisión de programas televisivos.

La región con un mayor nivel de retransmisión –y por ende un menor nivel de producción local y propia– es la del Noroeste con 75 por ciento, seguida por la Pampeana con 71 por ciento, Noreste 63 por ciento, Patagonia 58 por ciento y Cuyo con 54 por ciento.

"Esto deja un escaso margen para la producción de contenidos locales y regionales, impidiendo la difusión de las culturas e identidades locales", señala el informe.

"Cuando las cuotas de pantalla y los límites de transmisión en red que contempla la ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, entren en vigencia, el panorama se modificará prevaleciendo la difusión de contenidos audiovisuales que rescaten, procesen y difundan las múltiples culturas del país", sostiene el informe.

El estudio también muestra que los contenidos generados por productoras independientes en el interior del país alcanzan sólo el 6 por ciento en promedio, lejos de los niveles estipulados en la nueva Ley, que establecen entre un 10 y un 30 por ciento, según el número de habitantes de cada ciudad emisora.

El resultado del informe señala que de cumplimentarse con lo estipulado en la ley, esto redundaría "en más y nuevas fuentes de trabajo a partir de la reactivación de productoras de contenidos o creación de nuevas y de la necesidad de ampliar las plantas de trabajo en las propias emisoras".

En cuanto al promedio anual de producción propia de las emisoras privadas (Canal 13, Telefé, Canal 9 y América TV) el estudio revela que asciende al 24 por ciento, lo que equivale a 2 puntos porcentuales menos que el promedio del año pasado y 6 puntos menos de lo que exige la nueva normativa.

En esos canales, la producción de terceros es del 23 por ciento –que también implica una baja respecto al año anterior– y un importante porcentaje (20 por ciento) lo ocupa la producción proveniente de Estados Unidos.

En el caso de la Televisión Pública la producción propia fue, en promedio, del 43 por ciento (10 puntos porcentuales menos que el año pasado), donde el 21 por ciento correspondió a la producción de terceros y otro 21 por ciento a coproducciones nacionales (aumentó un cinco por ciento) superando los requerimientos de la normativa.  

Fuente: Diagonales

Páginas vistas en total