Buscador

Traductor

El elegido: antes de que caiga el telón

Pablo Echarri habla de la tira que protagonizó, produjo y, según asegura, le cambió la vida.


Final: Mañana, a las 23, será el último capítulo de esta tira que está en el aire desde enero


Con su índice vertical apuntando al cielo, Pablo Echarri agradece a Dios y a eso que llama energía por una etapa culminada con éxito. Saborea un tostado de miga abundante, pero aclara que se permite este placer porque pronto volverá a su rutina de gimnasia. Y también regresará a sus sesiones de terapia: "Soy otra persona a partir de El elegido. Ahora me toca sentarme a contar y a analizar mis experiencias para poder capitalizarlas", confiesa el actor y productor de la historia que mañana culmina.

Sentado al aire libre, fuera del bar del estudio donde se grababa su ficción, Echarri habla distendido y reparte elogios para todo su equipo. Pero cambia su tono de voz cuando lamenta que se hayan filtrado los detalles del final. "Más allá de que alguien se enterase de cómo termina, otro alguien decidió publicarlo. Eso es no tener ni idea ni respeto por el trabajo del otro. A los fanáticos de la novela les cagó la vida."

La ficción que comenzó hace 9 meses en el horario central se convirtió en una tira de culto. "Ojalá que «de culto» no signifique que me veía poca gente", ironiza. Pero luego aclara que interpreta aquel rótulo como un fanatismo sin precedente en su carrera por la historia que contaba. "Fue creciendo entre los espectadores una sensación de nerviosismo, una excitación en torno a los personajes. No fuimos condescendientes con las expectativas de la gente. Apostamos a las sorpresas y a la poca previsibilidad que colaboró con ese estado." Uno de los capítulos más comentados fue aquel en el que dos personajes relevantes de la historia, interpretados por actores muy prestigiosos, Leonor Manso y Patricio Contreras, fueron fusilados sin mucho preludio.

Y las sorpresas seguirán, promete Martín Seefeld, también personaje y productor de esta historia. "Papá, te amo." Finalmente Alma, la hija del protagonista, que padece autismo, pudo comunicarse con su padre. David Nevares Sosa (Cáceres) se vuela los sesos delante de su padre (Cruz), quien parte al Sur para el duelo final con Andrés (Echarri). Así terminó el jueves último El elegido, con muchas de sus escenas filmadas en Ushuaia. Mañana se sabrá, luego de 150 capítulos de lucha entre dos logias enfrentadas, el Bien y el Mal, quién resultará victoriosa.

EL GRAN DT
"Todos salieron a jugarse el gran partido de su vida", destaca Echarri, protagonista y productor de la ficción. Se refiere a Lito Cruz, Paola Krum, Leticia Brédice, Jorge Suárez, Luciano Cáceres, Mónica Antonópulos, Patricio Contreras, Leonor Manso, Daniel Fanego, Martín Seefeld, Ludovico Di Santo, Leticia Capello, María Ibarreta, Lautaro Delgado, Maite Lanata, las participaciones de Cecilia Roth, Carlos Santamaría, y la lista continúa. Norberto Díaz falleció antes de que el programa saliera al aire, pero ya se había calzado los botines como un perverso jefe que torturaba psicológicamente al personaje de Krum.

Las redes sociales fueron una catapulta para que no sólo la historia (construida por Adriana Lorenzon y Gustavo Belatti) sino también cada personaje pudiera cultivar sus propios fanáticos. Muchos de ellos tenían sus cuentas oficiales de Twitter donde se comunicaban con los espectadores, sin descuidar el límite entre ficción y realidad. Verónica San Martín explotó en la Red con compilados de sus frases y de sus escenas. La sofisticada criatura de Brédice, una marchande psicótica enferma de Edipo por su padrino (Cruz) que arrastraba una historia de abuso, protagonizó algunas de las escenas que quedarán para siempre en la historia de la TV: su fetichismo por las muñecas, su dicción y su tono afrancesado propio de una dama de sociedad de hace medio siglo con el que llamaba a Armenia, su empleada doméstica de impoluto delantal (interpretado por Armenia Martínez). Verónica San Martín y Mariana Estévez (Krum) tuvieron además su propio blog, al que se puede acceder desde la página oficial de la historia (http://elelegido.telefe.com/).

Echarri no es un elegido, pero sí es un líder. Lo destacaba Claudio Villarruel, por entonces gerente de programación de Telefé, cuando el actor se alzaba con el Martín Fierro de Oro por Resistiré . "Fui descubriendo mi capacidad, a partir de mi aprendizaje en la TV de la cuestión humana. Elijo una manera de trabajar amorosa, con la certeza del poder que causa ese amor, sin ponerme en el lugar de jefe. Nunca dejé de ser compañero de los actores con los que trabajo".

VARIOS GALANES
A diferencia de algunas poses y clisés de los actores, Echarri dice que ve mucha TV. Los únicos , Herederos de una venganza (ambos del Trece), El hombre de tu vida , Los Sónicos , de todo. "Quizás fui un poco inocente porque no pensé en la competencia cuando largué este año. Pero sí leía las planillas del rating del día anterior y veía el gran trabajo que hacía el equipo de Luciano Castro que crece cada año".

Mientras Echarri habla, un hombre se acerca caminando de rodillas hacia él haciendo señas con las manos. Trata de mantener el hilo de la conversación hasta que lanza una carcajada. Es Facundo Arana que quiere pedirle un favor. Allí se graba también Cuando me sonreís. Galán con experiencia, Arana se retira luego de una entrada triunfal y se comprende mejor aquello a lo que alude constantemente Echarri cuando habla del "clima" de trabajo. Y en ese momento emergen algunos recuerdos de las largas jornadas de grabaciones: "Lo misterioso, con esos componentes indescifrables y algunas palabras, daban mucho lugar a la risa. Y la verdad es que me encantaba sentir la alegría en el estudio a la hora de grabar, pero para contar esta historia debimos creernos muchas situaciones y símbolos. Si nos desestructurábamos un poco, no podíamos seguir".

HOMBRE DE FAMILIA
A Echarri se le llenan los ojos de lágrimas cuando recuerda el reciente llanto de Morena, su hija de ocho años. Con voz aniñada, imita a la nena: "No me molesta que te saquen fotos, pero cuando estamos los dos solos y te agarran, ya no estamos más juntos". Entonces, reconoce que la fama tiene un lado negativo. "A veces soy un poco fóbico. Eso no impide que haga una vida normal. Tengo un vínculo muy estrecho con la gente, mujeres y hombres, creo que como consecuencia de lo cerca que estuve con ellos en circunstancias profesionales exitosas y personales más dolorosas [se refiere al secuestro de su padre en 2002]. Pudieron ver en mí algo que los acerca a ellos", dice.

Con su esposa, Nancy Duplaá, tiene además otro hijo, Julián, de un año y medio. "El bebe todavía no lo registra, pero toda mi familia maduró en este proceso, porque comprendió que hacer El elegido fue mi elección y que me dio la posibilidad de desarrollarme a nivel personal, profesional, económico, a darnos mejores posibilidades y opciones como familia.

"Hace poco iba a grabar exteriores y puse mal la dirección en el GPS y aparecí en partido de San Martín, en un barrio del que no sé ni el nombre. Entré en pánico. ¿Cómo saldría de allí? Si preguntaba, seguro que me invitaban a tomar mate a la casa. Pero estaba apurado", narra.

MISERIAS, ACTUALIDAD Y SANGRE
Como la caja de Pandora, cada capítulo de El elegido escupía historias que revelaban las peores miserias del ser humano: el abuso sexual (con una escena muy bien filmada y editada donde la heroína, interpretada por Paola Krum, era sometida por el personaje de Luciano Cáceres); la trata de blancas, una red comandada por un senador (Jorge D'Elía); la adicción a la droga, y un entramado de negocios turbios, con la venia de la Justicia.

El elegido se metió con temas de actualidad y repercusión mediática, como la candidatura a presidente de su protagonista, tiñiendo la tira de olor a campaña, en pleno año electoral fuera de la ficción. El matrimonio igualitario (entre Greta y Paloma, los personajes de Mónica Antonópulos y Leonora Balcarce), los derechos a la propiedad de las tierras de los pueblos originarios y el autismo (a cargo de la pequeña Maite Lanata) fueron también parte de esta historia donde la sangre ocupó un rol central, desde el primer capítulo, con el asesinato del padre de Mariana (Krum), a cargo de Ricardo Díaz Mourelle. "Quisimos ir a fondo en todos los temas. Ningún personaje terminó del mismo modo que empezó", dice Seefeld.

Los espectadores jamás imaginaron que dos personajes cruciales, como los padres de Andrés (Echarri), interpretados por Patricio Contreras y Leonor Manso, serían fusilados promediando la ficción. También el abogado Pirra (Fabio Aste), Gonzalo, el productor periodístico (Carlos Santamaría), Gigi (Paula Kohan), entre otros, completan la lista de víctimas de esta trama que salpicó la pantalla con todo tipo de crímenes.

PRODUCTORA CON PROYECTOS
"Si sucede, conviene", es una de las máximas de Martín Seefeld en su doble rol de personaje y productor de esta historia que sirven para ilustrar el recorrido de Santiago, su composición como un psicólogo que pierde en el amor, y su trabajo detrás de las cámaras, que lo llena de satisfacción. Hace más de dos años Echarri y Lorenzon se acercaron a Seefeld (quien ya había producido Los simuladores y Femenino/Masculino ) con lo que él llama "la madre del borrego", es decir, el germen de esta historia. Luego los dos actores formaron una productora, El Arbol, con Ronnie Amendolara. Además de este tronco, los emprendedores destacan la labor de Andrea Tuozzo, quien ofició como la productora ejecutiva y fue muy eficaz para equilibrar las necesidades de la productora y del canal.

Seefeld destaca el promedio de 13 puntos de rating que tuvo esta ficción: "Comercialmente fue muy vendido, se transformó en un buen negocio para el canal y para nosotros. Nos da entusiasmo para seguir trabajando. Nos ubicó en un buen lugar en el medio, con los colegas".

"En un principio no iba a actuar en El elegido , pero Pablo me lo propuso y acepté. Implicó mucho desgaste combinar ambas tareas, la de actor y la de productor, que implica estar presente en el armado del presupuesto del programa, decidir junto con el productor artístico, seleccionar las locaciones, el elenco, generar el clima de trabajo, todo eso."

Ahora Seefeld reemplazará las 12 horas de su jornada fuera de su casa, pero seguirá en contacto con Echarri. "Queremos contar historias. Tenemos proyectos para cine, teatro, televisión. Nos entusiasma una película que va a golpear muy duro, de historia argentina. Queremos tener continuidad para poder llegar a plasmar lo que queremos contar sin tener un bache en el medio", dice.

PECADOS Y VIRTUDES
Cada abogado del prestigioso bufete de El elegido , sin importar si eran héroes o villanos, arrastraba su talón de Aquiles, y encarnaba un pecado capital:

ANDRÉS BILBAO
PABLO ECHARRI: la soberbia
MARIANA ESTÉVEZ

PAOLA KRUM: la ira
OSCAR NEVARES SOSA

LITO CRUZ: la gula
ROBERTO PLANES

JORGE SUAREZ: la envidia
GRETA SÁENZ VALIENTE

MONICA ANTONOPULOS: la codicia
DAVID NEVARES SOSA

LUCIANO CACERES: la pereza
OCTAVIO LINARES CALVO

LUDOVICO DI SANTO: la lujuria

AUDIENCIA
20,5 hizo el 17 de enero Es el rating que tuvo en el debut. Fue la cifra más alta que consiguió en los 9 meses de emisión.
12 de promedio. Esta fue la cifra que se mantuvo con altibajos en toda la historia de la tira protagonizada por Echarri.
14,1 hizo el miércoles ultimo. Ya con la historia muy cerca de su final el rating subió y se registró uno de los picos más altos 

Por Laura Ventura para La Nación/Foto:Mauro Alfieri.

Seguir CGCWebRadioArgentina por Correo Electrónico